Si ya no

Ahí respirando bajito.

Aire denso y pesado que convivía aisladamente pero presente.

Abiertas, olor rancio, uñas desprolijas.

Cómo será si no paro, qué pasaría si ya no volviera a buscar ….

Se entretejían oscuros pensamientos, iba y volvía en esa idea metafísica de abandonarse al universo, dejarse, librarse.

Cansado, descalzo, sucio, asqueado, sabor a roturas por todos lados. Lugares acomodados en esos rincones de poca memoria activa, lugares mágicos y hasta felices, por momentos….

Desencajado, esa dureza que cubría su cuerpo como una segunda piel empezaba a flaquear. Esa trinchera de anhelos se corría al fondo, muy despacio, se volvía transparente y su lengua, tibia, rara, extrañamente reseca en una boca en forma de túnel que traviesa, algún día besó y tembló miedosa apoyada húmeda en  otros labios rosados, rotos por el viento frío de una mañana.

Poquito sólo un poquito, empujaba haciendo fuerza el vientre.

F. K. 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s